Nuevas masculinidades, masculinidades emergentes.

“Estamos en situaciones muy complicadas”

(11-04-2017) Nuevas Masculinidades, Masculinidades Emergentes, ¿Las hay? ¿No las hay?; Micromachismos, formas cotidianas e invisibilizadas de manipulación hacia las mujeres, objetivación y sometimiento. Fueron algunos de los temas que las Brujas de Viaje en Escoba cuestionaron en su último programa.

Rita Hernández, Integrante de la ONG “Decir Basta”, nos dió su perspectiva acerca de las Nuevas Masculinidades en relación a la Educación:

Rita Hernández

“Estamos en un proceso de transformación de las masculinidades, y eso me parece interesante. Y me parece interesante, en el sentido de dar una direccionalidad o intencionalidad sobre todo a lxs jóvenes, y trabajar desde la educación. Me parece que esos espacios son muy interesantes.
Nosotrxs el año pasado laburamos en una capacitación con chicos de Escuela Media, sobre la prevención de las violencias en las relaciones juveniles (que ellxs no le llaman “noviazgo), y empezamos a laburar esa deconstrucción de los estereotipos de género, porque la socialización de género es muy importante en éste punto. Entonces me parece que está bueno, desde lo cultural, que ellos se vayan apropiando de nuevos conceptos, y que vayan moldeando otras matrices.
Si bien vemos muchos varones, y sabemos que los compañeros están en la calle con nosotras, también vemos que todavía hay muchas resistencias, y también de las mujeres. Entonces a educar varones diferentes, a educar y que acompañen, a educar varones que laburen en la construcción de otras lógicas, donde la desigualdad y la inequidad esté corriendose. Y ésto no es tan fácil.
Creo que hay que partir al revés, tomando un poco a Bourdieu, que dice “Los hombre también son prisioneros y son víctimas de las representaciones dominantes”, entonces hay que salir del androcentrismo, de las lógicas de dominación, de exclusión. Que ellos puedan salir de este sistema opresor que es muy complejo también.”

Los micromachismos como formas de manipulación cotidiana

“Los micromachismos son complejos; porque son éstas dominaciones suaves, ésas que son larvadas, que se dan en la vida cotidiana, son ‘artes de dominio’. Y ésto, las chicas por ejemplo no lo ven a veces.
Hay siempre una justificación desde el amor. Son manipulaciones, y muchas veces coartan tu libertad, tus actitudes, tus posibilidades intelectuales, afectivas.
No es un golpe, no es un grito. Por eso son manipulaciones.
A veces una se queda en ese lugar porque no te vas dando cuenta. Hasta que tu autonomía, tu libertad de pensamiento, tu comportamiento, se ve como afectado.
Está bueno empezar a trabajar las idealizaciones, el mito del amor romántico. Romper esas barreras que son y que están dadas desde lo comunicacional también, y que son también formas de violencia que se van ejerciendo en los medios como muy larvadas, en la propaganda, donde vemos a las mujeres totalmente subordinadas, en muchísimos programas. Por eso está bueno trabajar con jóvenes eso; porque ellxs lo ven. Cuando vos empezás a tirar puntas, a armar juegos, ellxs pueden percibir algunas cuestiones, y se pueden ver reflejadxs.
Hay que empezar a hacer rupturas,desde muy pequeños, así como con la ESI (Educación Sexual Integral), éstas son construcciones a largo plazo, pero que nos van a dar muy buenos resultados.”

También, reflexionaron sobre estas temáticas junto a Cristian Prieto, cofundador de Varones Antipatriarcales, y militante LGTB:

Cristian Prieto

“No creo que en éste contexto, hoy, podamos estar hablando de Nuevas Masculinidades, de nuevos hombres, nuevos varones, porque no los estaríamos viendo como un colectivo genérico que más o menos se esté organizando para luchar contra la Violencia de Género. Hay que llamar a todos los varones, pero no solamente a los varones progre, de izquierda, ‘copados’, sino a todos, a que tengamos una sensibilización a partir de los hechos actuales, donde sí o sí tenemos que tomar una determinación.
No existe la deconstrucción cero, eso también hay que asumirlo, entonces a partir de eso hay que ver qué podemos hacer hoy en éste momento histórico.
Los hombres que quieren ser feministas, no necesitan que se les de un espacio en el feminismo, necesitan poner y construir ese feminismo dentro de los espacios donde ya estamos.
Intentar re preguntarnos nosotros mismos los varones, y preguntarle a otros varones, ‘che loco, sentido común’. El buen sentido común qué nos dice, que no podemos tolerar esto que está pasando. Es como un genocidio silenciado hacia las mujeres y hacia las identidades TRANS.”

“¿Qué nos involucra en ésta lucha? la liberación de todxs en éste sistema patriarcal que claramente a todxs nos limita, a todxs nos explota, pero hay diferenciaciones en esa explotación. Cuando decimos ‘todxs somos víctimas de éste patriarcado’, sí, en eso todxs podemos estar de acuerdo, pero no todxs tenemos las mismas implicancias, responsabilidades, y no todxs somos víctimas de la misma manera.”

Cómo hacemos para perder los privilegios.

“Y ningún grupo en la historia de la humanidad, ha decidido por sí solo perder sus privilegios. Entonces, es una contradicción.
Tampoco podemos especular en darle la responsabilidad al movimiento de mujeres, o al feminismo, que nos den las herramientas de lo que tenemos que hacer como varones.
Entonces también tiene que haber una verdadera voluntad de involucramiento de ver como varones qué podemos hacer. Cómo rompemos la fucking complicidad machista, de cuando pasa una mujer, cuando se la hostiga, cuando se la hostiga laboralmente. Son preguntas de lo finito, de los micromachismos, y de también lo no tan finito. ´Tenemos que volver como a lo simple en ese sentido. Al entendimiento, al sentido común, al buen sentido, para ver por dónde podemos marchar.”

“A mí me parece que las organizaciones por ahí tienen una posibilidad de hacer ese camino más colectivamente si hay varones y si la organización acompaña y si la organización también decide que es importante hacer ese camino. Las organizaciones políticas en Latinoamerica, en Argentina, son machistas, son patriarcales y nunca tienen como sus objetivos máximos, la deconstrucción de los chabones. Entonces, reveamos esas posiciones.
Y por fuera de las organizaciones, porque no toda la sociedad está organizada en organizaciones políticas, hay que también dar una disputa. No solamente en lo cultural, sino también en lo concreto. En la Educación, y no repetir ésta desviación de siempre otorgarle la responsabilidad de la Educación antipatriarcal a las mujeres.”

Viaje en Escoba, martes de 20 a 22 hs.